El continuo drama de Tartagal

Tartagal-desborde-rio-vivie

Por Bruno Tommasi. (Legajo 15280/6. Blog: http://tommasibruno152806.wordpress.com)

Primero en 2006 y nuevamente en 2009 la naturaleza pegó fuerte en la ciudad salteña de Tartagal, o quizás fue la mano del hombre. Lo cierto es que en dos ocasiones una creciente de agua y barro arrasó con los barrios ribereños de la ciudad, llevando a su paso el fruto del esfuerzo de muchas familias e incalculables daños económicos. Este hecho despertó en un primer momento la solidaridad de la sociedad que se abocó a realizar campañas de recolección de ayuda, acaparando la atención de los medios de comunicación, y luego se procedió al análisis pormenorizado de los hechos y la búsqueda de respuestas.

Los daños

“A principios de abril de 2006, las fuertes lluvias en la alta cuenca del río Tartagal, hicieron crecer el caudal de agua y barro del río. Las barrancas se desmoronaron, y con ellas cayeron varias viviendas al lecho del río. El aluvión del 9 de marzo pasado -del que se cumple hoy un mes- tuvo un origen similar: se cree que las lluvias aguas arriba provocaron el deslizamiento de la ladera de un cerro que, junto con la vegetación, se volcó en el río. Cada vez más caudaloso, el río Tartagal fue arrastrando árboles arrancados de cuajo y troncos talados clandestinamente. El río arrasó con varias viviendas precarias, lo que causó la muerte de dos mujeres.” Informó Clarín en su portal (http://www.clarin.com/diario/2009/03/09/sociedad/s-01873211.htm; 11/06/09).

 A su vez, el diario de Tartagal nos cuenta que solamente este último alud “derribó totalmente 31 viviendas  y otras  445 casas quedaron con daños de distinta consideración. El servicio de cloacas que ya estaba colapsado puso a los habitantes de la ciudad en un peligro sanitario permanente. Zonas como Barrio Belén, El Ceibo, Tomás Ryan padecen de los olores de las aguas servidas y sus consecuencias,  allí la red troncal se rompió dejando a cielo abierto la inmundicia.” (http://www.tartagalnoticias.com.ar/opinion/editorial/717-a-tres-meses-del-alud-que-azoto-tartagal-luchar-con-inteligencia-para-modificar-nuestra-pobre-realidad.html; 11/06/09).

Las Causas

            Una vez que la conmoción del primer temporal pasó, los esfuerzos se concentraron en la ayuda humanitaria, ya que la zona quedó devastada y aislada, pero otros se concentraron en estudiar las causas del desastre y por supuesto a los culpables.

Existe en este caso una problemática de base, que es la tala indiscriminada de bosque autóctono con fines comerciales que hacen a este lugar  pasible de estas catástrofes y muchas otras en el futuro. Esto fue alertado por muchas ONG y organismos oficiales, tales como Greempeace (Ver primer video debajo, tomado de: http://www.youtube.com/watch?v=7vQH7EbNH4A; 11/06/09) o el Ombudsman Eduardo Mondino, que destacó: “Si continúan desmontando a este ritmo, Salta será un desierto en menos de 20 años y va a haber tantos tartagales como pueblos existan a la orilla de los ríos”( http://criticadigital.com/impresa/index.php?secc=nota&nid=19969; 11/06/09).

A eso se le suma el incumplimiento por parte del gobierno de las obras prometidas después del primer alud destinadas a asistencia social y prioritariamente a la prevención de otro accidente. Al no realizarse, las protestas fueron creciendo al ritmo de los informes que alertaban la situación, como el de la Defensoría del Pueblo de la Nación, fechado el 12 de febrero que dice textual “La tragedia de Tartagal se hubiera evitado si los gobiernos nacional y provincial hubieran cumplido con los compromisos asumidos luego del desastre hídrico de fines de 2005, que incluían un extenso listado de obras inconclusas y el freno a los desmontes indiscriminados.” (http://criticadigital.com/impresa/index.php?secc=nota&nid=19969; 11/06/09).  

Tartagal, hoy.

A la espera de soluciones definitivas, el pueblo de Tartagal sigue sufriendo las consecuencias del último alud, el del 9 de febrero de 2009. Algunas de las casas fueron reparadas y sus habitantes pudieron volver a vivir en ellas. Otras fueron entregadas por el Instituto Provincial de la Vivienda, y finalmente están quienes no han podido encontrar un lugar fijo para vivir.

En tiempo de campaña, son muchas las voces que prometen la reconstrucción de los daños y nuevas obras de infraestructura. La emergencia sanitaria (la ciudad tiene graves problemas con el abastecimiento de agua potable y electricidad) hace al lugar susceptible de sufrir epidemias como la del dengue entre otras (http://www.diarioperfil.com.ar/edimp/0338/articulo.php?art=12711&ed=0338; 11/06/09).  

Lo cierto es que si bien alrededor de los aludes ha habido sorprendentes muestras de afecto por parte del resto de la sociedad argentina para con la ciudad, y que algunas obras se han realizado, la cuenta pendiente con el problema de fondo sigue muy vigente. ¿Cuándo se podrá asegurar que Tartagal está libre de otro alud? Por el momento dista de ser una realidad, y el recuerdo de lo sucedido, sumado al miedo a que se repita es un tormento que este pueblo (que continuamente cae y se vuelve a reponer) deberá seguir soportando. (Link del video a continuación http://www.youtube.com/watch?v=PKTHE2utig4; 11/06/09). 

Published in: on junio 9, 2009 at 3:02 pm  Dejar un comentario  

The URI to TrackBack this entry is: https://tp3desastresambientales.wordpress.com/2009/06/09/el-continuo-drama-de-tartagal/trackback/

RSS feed for comments on this post.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: